Opinión: Aquí en Vivo y la profesión, por Roberto Irribarra, 2do vicepresidente del Colegio de Dentistas

icon_quienesomosA la comunidad odontológica nacional:

Estimados colegas, tuve oportunidad de ver el reportaje presentado por Megavisión el lunes 6 de Septiembre y he leído con atención las opiniones vertidas en torno al tema, las acusaciones de falta de apoyo a los dentistas, la falta de fuerza en la desautorización del reportaje, la pobre participación del Colegio de Cirujano Dentistas de Chile en el programa y en general, el daño irreparable que se ha producido a la honra de la profesión en general.


Analizando las situaciones, debemos reconocer que los problemas presentados se han anunciado desde hace muchos años en la profesión. Hoy ya no somos  seis mil dentistas que prácticamente nos conocíamos todos y teníamos espacios para trabajar sin molestarnos. La formación explosiva de profesionales y técnicos en el área de la odontología nos esta planteando   situaciones realmente complicadas desde el punto de vista de la bioética y del ejercicio profesional.

La libre competencia,  entendida como la captación de mercados (llámese  grupos de pacientes), el aprovechamiento de mercados cautivos (entiéndase afiliados a algún sistema de previsión o sistema crediticio) ha estimulado la aparición de asociaciones estratégicas  entre los cirujano dentistas individuales o sociedades de ellos y entidades con fines de lucro que tienen mercados cautivos y que los facilitan a los dentistas a cambio de participación en los ingresos. En este juego se han generado incentivos perversos que podrían explicar las situaciones graficadas  en el reportaje.

Me he integrado hace poco tiempo al Consejo Nacional del Colegio de Cirujano Dentistas de Chile y he tratado de organizar a los colegas con intereses comunes para conocer sus problemas, darles un espacio de expresión y análisis de ellos y entregarles la posibilidad de que el colegio los represente en sus inquietudes. La respuesta general ha sido pobre. Seguimos enclaustrados en nuestras “salas de procedimiento” y solo asomamos la cabeza cuando sentimos que nos tocan nuestros intereses directos. Por otro lado he encontrado en cada uno de los integrantes del consejo la sincera voluntad de trabajar por la profesión y la disposición a entregar su tiempo a esta corporación. También yo tenía una opinión sesgada de la labor que debe desempeñar y desempeña el Colegio. Muchos colegas, colegiados y no colegiados nos están criticando pero no lo están haciendo al interior de la corporación y eso constituye la principal razón de nuestros problemas, la falta de consecuencia con nuestras convicciones. Si creemos que el Colegio debe hacer algo, intégrese, haga suya la responsabilidad y cambie las situaciones, recuerden que al colegio solo podemos pertenecer los Cirujano dentistas habilitados para ejercer en Chile.

En cuanto al tema que ha provocado tanto revuelo, la directiva del Colegio no tuvo acceso al reportaje editado y menos a la posibilidad de sugerir una línea editorial del mismo, sabíamos que se trataba de denunciar ejercicio ilegal, intrusismo y falta de acuciosidad en los diagnósticos y presupuestos. En ese sentido nuestras autoridades colaboraron con la periodista, lo mismo que hizo la Universidad de Chile. Luego al hacer las solicitudes de examen se producen las situaciones expuestas en el programa que, editadas de esa forma, son una vergüenza para toda la profesión. El colegio debe reclamar ante las autoridades del canal la falta de objetividad al mostrar solo casos negativos, dejando la sensación de que todos los exámenes realizados por nosotros son dolosos y que no están sujetos a diferencias de criterios (que se pueden dar y con respaldo científico), también debemos facilitar a los colegas afectados, instancias de análisis de su situación,  promover un trabajo de análisis  al interior del Colegio y si se comprueban ediciones tergiversadas por parte de los periodistas,  iniciar las acciones que corresponda.

Les hago un llamado para aglutinarnos en torno al colegio, analicémonos y critiquémonos al interior de nuestro colegio, fortalezcamos nuestras instituciones para tener una que verdaderamente nos represente. Este es el camino difícil, el fácil es la critica destructiva desde nuestro eterno individualismo. en las próximas elecciones del Colegio de Cirujano Dentistas de Chile pueden estar presentes todos los colegas que han tomado las banderas de la defensa de la profesión en los mail y los pasillos.

Dr. Roberto Irribarra Mengarelli

Segundo Vicepresidente.
Consejo Nacional Colegio Cirujano Dentistas de Chile

Leave a reply


*